Noche de las Estrellas en Ciudad Universitaria, la fiesta de los universitarios para los poblanos

p-08El próximo 17 de noviembre Ciudad Universitaria apagará sus luminarias para dejar que los protagonistas de la noche se aprecien en medio de la luz artificial de la Angelópolis.

Albireo, estrella doble situada en la cabeza del Cisne, podrá ser distinguida —una azul y la otra roja, maravillosas.

La Luna en cuarto menguante y Marte —que estuvo en perigeo y por ello es que se aprecia muy brillante— serán algunos de los protagonistas de la Noche de las Estrellas de la sede Ciudad Universitaria de la Benemérita Universidad Autónoma de Puebla (BUAP).

El cúmulo doble de Perseo, la galaxia de Andrómeda, las Pléyades, la nebulosa de Orión, los tres cúmulos abiertos de la constelación de Auriga —M35, M36 y M37— y el cúmulo de la Libélula de Casiopea serán algunos de los objetos del espacio profundo al que apunten los 150 telescopios que estarán colocados en la Avenida Universidad de CU.

Universitarios y astrónomos aficionados esperan la llegada de 15 mil visitantes, el entusiasmo los embarga, la sorpresa y gratitud de los observadores curiosos los motiva, como cada año, a compartir la pasión de mirar el cielo nocturno.

El pretexto, la décima edición de la Noche de las Estrellas, un evento astronómico nacional, la fiesta astronómica más grande de América Latina. Esa noche, miles de mexicanos de todas las edades se congregarán en las más de 90 sedes a lo largo y ancho de la República.

 

La meca del conocimiento en Puebla,
lista para recibir a cientos de familias

 

José Eduardo Espinosa Rosales, Alberto Cordero Dávila y Rogelio Cruz Reyes, organizadores de este evento astronómico de la sede universitaria no pueden ocultar su entusiasmo.

Cada año, más universitarios se suman para vivir la gran experiencia de compartir el conocimiento que se aprende con profesores e investigadores, que convive al interior de las aulas y laboratorios de nuestra máxima casa de estudios.

Cerca de un millar de personas coordinarán esfuerzos para ofrecer una noche inolvidable a los cientos de familias que se darán cita en CU. Universitarios —estudiantes y académicos en su mayoría— y estudiantes del sistema educativo estatal beneficiados con el programa Del aula al Universo: un telescopio para cada escuela, se han preparado para ofrecer conferencias, talleres, observación astronómica y un programa cultural acorde a la temática de la décima edición de la Noche de las Estrellas 2018, Cosmovisiones. Las historias del cielo, que tiene como propósito “recuperar y preservar las formas originarias de concebir el mundo, de vital importancia para conservar nuestra identidad cultural y mantener el mosaico de saberes que nos enriquece, como individuos y como nación”.

La oferta universitaria: 50 conferencias de ciencia en general y sobre cosmovisión con una duración promedio de 20 minutos serán impartidas por investigadores de la UAP.

Participan académicos de las facultades de Ciencias de la Computación, Ciencias de la Electrónica, Ciencias Biológicas, Ciencias Químicas, Ciencias Físico Matemáticas, Ingeniería, Economía, Administración, Filosofía y Letras, y del Instituto de Física “Luis Rivera Terrazas”, del Instituto de Ciencias (ICUAP) y del Instituto de Ciencias Sociales y Humanidades “Alfonso Vélez Pliego”.

Las conferencias serán impartidas en los auditorios del Instituto de Física, Facultad de Electrónica, Físico Matemáticas, Ciencias Químicas y Biología.

Cerca de un centenar de talleres de ciencia para un público general serán ofrecidos por las mismas unidades académicas que impartirán conferencias, además de la participación de las preparatorias de la BUAP, Benito Juárez, Enrique Cabrera, Emiliano Zapata, Lázaro Cárdenas y 5 de Mayo; además de la escuela normal federalizada y cerca de 50 escuelas secundarias con experimentos escolares.

Además de la participación de estudiantes adscritos al capítulo estudiantil The International Society for Optics and Photonics (SPIE) y the Optical Society (OSA).

El programa cultural estará a cargo de la Vicerrectoría de Extensión y Difusión de la Cultura con números de danza y música.

 

Se comienza con el Sol y todo es gratuito

 

Las actividades de divulgación científica inician al mediodía con la observación del Sol y sus manchas en las alturas del nuevo edificio de la FCFM.

A las 17 horas iniciarán las conferencias y talleres, además de las visitas guiadas a los laboratorios rayos X y espectroscopías ópticas del Instituto de Física; el laboratorio de pruebas ópticas de la Facultad de Ciencias Físico Matemáticas y el laboratorio de nanotecnología.

Además, se colocarán alrededor de 20 microscopios del laboratorio de investigación de análisis clínicos.

También se colocará un pequeño planetario para que, recostados en el piso, los visitantes observen una simulación de la bóveda celeste de esta época del año.

A partir de las 18:30 horas se iniciará la observación de objetos celestes y como cada año, el cierre será hasta que el último visitante se canse de mirar el cielo, que casi siempre es a la media noche.

Todas las actividades son gratuitas y aptas para todo tipo de público.

 

Del aula al universo,
una semilla del espíritu universitario

 

El tránsito de Venus en 2012 fue el evento astronómico que graduó los primeros telescopios construidos por estudiantes de secundaria y preparatoria como parte del programa Del Aula al Universo: un telescopio para cada escuela (DAU).

A seis años de aquel emotivo momento, se han construido mil telescopios newtonianos de 15 centímetros de diámetro y se han beneficiado a escuelas públicas de 10 entidades federativas: Sonora, Aguascalientes, Querétaro, Puebla, Tlaxcala, Oaxaca, Morelos, Quintana Roo, San Luis Potosí e Hidalgo.

Desde aquel 2012, miles de estudiantes de nivel básico y medio superior se han contagiado del espíritu universitario, sorprendidos por la infraestructura de la BUAP, asombrados por la oferta académica, entusiasmados por los profesores e investigadores que conocen en su breve experiencia de la construcción del telescopio, muchos de esos jóvenes han cumplido su aspiración de ser parte de la comunidad universitaria, no solo para formarse en disciplinas de ciencias exactas, también en ciencias sociales y humanidades, administrativas y de salud.

Hoy anfitriones de la Noche de las Estrellas, estos jóvenes se han convertido en militantes de la ciencia, están convencidos de la importancia de compartir el conocimiento y se perfilan con disciplina como futuros investigadores y profesionistas, eso, puntualizan los coordinadores de este evento universitario, es una de las aportaciones del DAU.

Noche de las Estrellas un acto científico y cultural que refuerza el sentido de comunidad e identidad de los universitarios; estudiantes movilizándose para acercar el conocimiento a la sociedad poblana.

 

* deniselucero@gmail.com